A+ A A-

Muestran la singular visión de Orozco sobre la Conquista

  • Categoría: Notas de prensa
  • Publicado el Domingo, 09 Abril 2017 14:19
  • Escrito por Guillermo Marín
  • Visto: 98

Foto A pesar de que el conjunto quiso ser una crítica del relato histórico, José Clemente Orozco deseó conservar cierta épica para representar escenas de guerra: heridos, cadáveres, fragmentos humanos, ríos de sangre y ritos ceremoniales, expresa Dafne Cruz Porchini; en las imágenes, algunas de las obras exhibidas en el recinto ubicado en San ÁngelFoto Marco Peláez
Ángel Vargas
Inauguraron en el Museo Carrillo Gil exposición con su serie Los teules
Reúnen 43 de las 60 obras exhibidas hace 70 años en El Colegio Nacional
Teules era el vocablo utilizado por los indígenas para designar a los invasores españoles, explica investigadora
Periódico La Jornada
Domingo 9 de abril de 2017.
En 1947, dos años antes de su muerte, José Clemente Orozco (1883-1949), uno de los tres grandes muralistas de la escuela mexicana, propuso una reconsideración en torno de la pintura de historia.

Lo hizo mediante una serie con la cual integró en ese mismo año la que sería su quinta y última exposición en El Colegio Nacional, del cual fue miembro fundador.

Se trata de Los teules, conjunto de obras en las que el artista jalisciense plasmó una singular visión del sometimiento de México, inspirado en la Historia verdadera de la conquista de la Nueva España, de Bernal Díaz del Castillo.

Teules era el vocablo con el que los indígenas designaban a los conquistadores españoles, los cuales fueron confundidos con sus deidades. Teul proviene de la raíz en náhuatl teotl, que en los oídos de los conquistadores sonó a teules, explicó la investigadora Dafne Cruz Porchini, quien es curadora de la muestra Orozco y los teules: 1947, inaugurada el viernes en el Museo de Arte Carrillo Gil, que resguarda el acervo más importante de Orozco.

Gracias al apoyo de colecciones públicas y privadas, así como al acervo propio, ahora será posible apreciar 43 de las 60 piezas exhibidas hace 70 años en esa icónica muestra, que reúne pinturas, dibujos y acuarelas.

Choque brutal de culturas

Con Los teules Orozco desmitificó la forma de contar la historia de la Conquista, al evitar referirse a las contradicciones entre hispanidad e indigenismo y dedicarse a mostrar con llaneza, mediante la pintura, el choque violento y brutal de dos culturas.

Siempre hizo severas críticas a la concepción heroica de la resistencia indígena y cuestionó en buena medida la percepción académica, dijo Dafne Cruz.

A pesar de que el conjunto quiso ser una crítica del relato histórico, el artista deseó conservar cierta épica para representar escenas de guerra: heridos, cadáveres, fragmentos humanos, ríos de sangre y ritos ceremoniales.

En un recorrido con representantes de los medios de comunicación efectuado el miércoles, la especialista destacó que el pintor jalisciense privilegió la confrontación violenta entre españoles e indígenas, eliminando las figuras de códice, como él las llamaba.

La narración planteada por el artista refleja el momento previo al enfrentamiento, la lucha entre ambas facciones y la consecuencias de esa brutal confrontación, destacó la investigadora.

A la usanza de la pintura histórica producida en la Academia de San Carlos, posterior a la República restaurada, Orozco revaloró el género tomando ejemplos de la historia antigua de México, que se inspiraron en temas violentos.

Esos temas fueron combates sangrientos, matanzas, sacrificios humanos, la antropofagia entre los indígenas, el episodio conocido como la Noche Triste y la destrucción de teocallis, entre otros, que también fueron explorados por artistas como Félix Parra, Luis Coto y Leandro Izaguirre, expresó Dafne Cruz.

El tema de la Conquista, añadió, ya había sido recogido por José Clemente Orozco en los murales al fresco que pintó en la Escuela Nacional Preparatoria, que ocupaba el Antiguo Colegio de San Ildefonso; el Colegio Dartmouth, en Hanover, Nueva Hampshire y el Hospicio Cabañas, en Guadalajara.

La especialista informó que Orozco y los teules: 1947 permanecerá abierta al público tres y medio meses en el recinto ubicado en avenida Revolución 1608, San Ángel.

Con la finalidad de enriquecerla, se desarrollará un programa de actividades paralelas, como conversatorios, talleres y recorridos guiados; también se presentará un catálogo.

¿Te gustó el artículo? Ayúdanos a crear más contenidos, todo apoyo por mínimo que sea es muy valioso

ToltecáyotlTV

Nuevo video en ToltecayotlTV

aquioaxaca.com

toltecapsulas

tolteca guillermo marin

toltecayotl en facebook