Cursos

Podcast

Canales Youtube

Visitantes

27,390,394

LETRAS LIBRES.Dime de que presumes y te diré ...

Hits:5910

Tenemos que aceptar que el “neoliberalismo” cambió en el régimen de Carlos Salinas al país. México y los mexicanos fuimos unos antes de Salinas y ahora somos otros.

 

 

 

Nuestro partido histórico, defensor de los ideales nacionalistas y de justicia social, generador del bienestar y seguridad de los trabajadores, campesinos y pobres, que por años y eternos años, mantenía viva la conducción de esta revolución nuestra, que en cada encendido discurso ganaba batallas y batallas, en esa “guerra por la justicia revolucionaria” que no parecía en aquellos entonces tener fin.

 

 

 

Lo más sagrado de nosotros calló sin estrépito de un día para otro. Las reformas del pequeño gran hombrecillo que instauró una inmensa y feroz, pero efímera dictadura, fueron cambiando dramáticamente a este país.

 

 

 

 

 

 

 

De pronto parecía que los ideales sociales y nacionalistas habían estado equivocados. Morelos, Juárez, Zapata y Cárdenas, ¡nos habían engañado!; parecía que nuestro atraso económico y social se había debido a que seguimos una ruta equivocada.

 

 

 

 

 

 

 

El dictador de bolsillo, nos deslumbraba con sus económicos pases mágicos. A “toro pasado”, es claro ver que hubo una “acción concertada” con el capital financiero supra nacional; quien para apoyar los cambios de su hombrecito en México, canalizó momentánea y estratégicamente, toneladas de millones de dólares para simular un espejismo de bien estar y progreso, para después cobrarse ferozmente la factura.

 

 

 

Pero en este aquelarre de cambios, también cambiaron nuestros intelectuales. En efecto, herederos de los momentos más luminosos del siglo pasado, en donde los más lúcidos intelectuales se sumaron a los héroes patrios en la magna obra de la creación de este nación y, en este siglo, herederos históricos de la revolución y simpatizantes afectivos del socialismo.

 

 

 

 

 

 

 

Los intelectuales en México se habían mantenido como una consciencia crítica, no escuchada y menos tomada en cuenta para la vida nacional. En aquel entonces la palabra del “Señor Presidente” estaba por encima de dios, de todo el mundo y por supuesto de los intelectuales. Tal vez, la primera campanada fuerte la dieron Octavio Paz y Carlos Fuentes, ante los trágicos sucesos del 68´.

 

 

 

 

Sin embargo, el maquiavélico hombrecillo en los primeros momentos de su gobierno, cuando tenía que autolegalizar su dudosa victoria en las urnas, pues recuérdese que “se calló el sistema” momentáneamente, realizo compromisos “adentro y afuera” para que lo apalancaran, que le han costado mucho a México y a los mexicanos.

 

 

 

 

 

 

 

Una de tantas estrategias fue la “compra masiva” de los intelectuales “decentes y bien posicionados”, que se dejaron seducir por el discurso y sobre todo por el papel bancario. Esta argucia la implemento su flamante Presidente del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Victor Flores Olea, quien empezó rápidamente a “comprar simpatías” al régimen. Recuérdese el desplegado “firmado” por cien artistas e intelectuales a favor de la detención ilegal del líder petrolero “la Quina”. Después llegaron en torrente las BECA$$$ y los “apoyos” a “proyectos e investigaciones culturales”.

 

 

 

 

 

En esa bacanal los grupos Vuelta y Nexos sacaron la tajada del león. Cada uno a su manera y en el campo que más les convino, “cobraron” sus respectivas facturas. Verdaderas mafias de “intelectuales orgánicos” se crearon, a tal punto que los cuervos le sacaron los ojos a don Victor Flores Olea quien en su momento, se puso a las patadas con el “padrino” mayor, quien “palomeaba” a los buenos de los maletas, el inmenso Premio Novel Octavio Paz y le costo el puesto.

 

 

Muerto el “Rey” su cachorro Krauser, ocupa su lugar en la mafia y si Nexos tiene su espacio en T.V. Azteca, ahora el cachorro dorado tiene su espacio en el canal de las barras y las estrellas y, crea su propia revista, es decir su propia obra.

 

 

 

 

Así nace la revista “LETRAS LIBRES”, que no es más, que más de lo mismo, desde luego sin la calidad de Octavio Paz. En efecto, en su segundo número “letras libres” (con minúsculas) paga inmediatamente al gobierno sus dádivas y los cachorros del cachorro, escriben ríos de tinta en contra del movimiento indígena de Chiapas. Es triste ver a nuestros intelectuales orgánicos haciendo mal el trabajo que les mandan desde Bucareli.

 

 

 

Nuestros “intelectuales criollos”, hijos del colonialismo insisten ferozmente en ver en el Subcomandante Marcos y el Obispo Samuel Ruiz, el origen de todos los males. En sus mediocres planteamientos se olvida ante todo la miseria y la injusticia cinco centenaria en que se ha condenado a todos los pobres en México. Las causas de la rebelión pasan desapercibidas para los aprendices intelectuales de Bucareli, así como la respuesta violenta de los terratenientes chiapanecos. Para ellos, los indígenas no tienen la capacidad de pesar, luchar y morir, por ellos mismos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Como en el siglo XVI, nuestros intelectuales criollos siguen creyendo que los indígenas no piensan, que son animales. Que son utilizados por dos hombres perversos y malisiosos. El EZLN y sus miles de simpatisantes son seres sin razón y sin ningún valor ético, espiritual o intelectual. Son borregos manejados por dos diabólicos personajes que por ellos y sólo ellos, se esta poniendo en peligro a la patria y se amenaza con derramar más sangre. Para nuestros “intelectuales orgánicos”, se equivocan los indígenas, los observadores extranjeros, las organizaciones no gubernamentales nacionales y extranjeras, en síntesis, se equivocan todos quienes no piensen como sus patrones.

 

 

 

 

Tal vez lo más pobre del segundo número de “letras libres” es la “entrevista” que se titula – Salvador Morales Garibay, el otro subcomandante- de Bertrand de la Grange y Maite Rico, quienes entrevistan a un desertor del FLN. La “entrevista” más parece un refrito de un boletín de prensa de Bucareli, que el trabajo de dos profesionistas.

 

 

 

 

“Tanto odio mortal los derrotó” (Silvio Rodríguez). Se trata de golpear tanto la imagen del subcomandante Marcos que, con un poco de inteligencia se llega fácilmente a la conclusión de que Marcos es el líder más maquiavélico que ha existido en toda la historia de la humanidad.

 

 

 

 

 

 

 

 

Para muestra algunos botones de la entrevista:

 

 

 

“¿Esto significa que Marcos engañó a los indígenas? Esto significa que Guillén tiene capacidad para convencer a la gente de lo que él quiere.” “Entonces no es cierto que los comandantes indígenas del CCRI le dan las órdenes a Marcos? No,no, no eso es una historia. Es otra historia de Marcos. Marcos da las órdenes y les dice a los mayores: ´tú diles esto a los responsables. Y ellos hablan con los responsables de las comunidades. Después los responsables van a los pueblos y convencen a la gente. “¿Entonces, la base como tal no tiene contacto directo con Marcos?. No”. ¿Cuál es su opinión de Marcos? Es un genio en el manejo de la propaganda y de las relaciones con la gente. Estudia a la gente para poder manejarla mejor. Y eso le da una ventaja sobre los demás. Él sabe que tiene muchos conocimientos y que es un pez en el agua en un medio donde nadie sabe un carajo. Aprendió a expresarse imitando el lenguaje tzeltal. Moisés le traduce. Marcos aspiraba a ser dirigente desde el principio. Pero Rodrigo nunca imaginó que Guillén aguantaría en la selva. Era demasiado burgesito. Y sorprendió a todos.” “¿Y qué salida ve al conflicto? No sé cómo va a terminar, pero sí cómo va a continuar. Yo creo que Guillén va a seguir dando largas. ¿Negociar? Negociar nada. Todo este movimiento que está haciendo ahora no es para negociar, ni para ver si tiene alguna ventaja o desventaja con el Gobierno. De lo que se trata es de preparar a la gente para las elecciones del 2000. Esa es la tirada de Guillén.”

 

Buscar