Cursos

Podcast

Canales Youtube

Visitantes

29,559,988

Jarabes y sones de la sierra de Oaxaca se escucharán en el Teatro de la Ciudad

Hits:1586

Foto
El 2 de septiembre se presentará la filarmónica municipal de Santa María Tlahuitoltepec
La agrupación está integrada por 55 músicos, entre ellos niños y jóvenes de entre ocho y 18 años
Foto Por su calidad, la banda de Tlahuiltoltepec ha trascendido se ha presentado en Nueva York, San Antonio y El Paso, entre otras ciudades de Estados UnidosFoto archivo
Jaime Whaley
Periódico La Jornada
Sábado 19 de agosto de 2017.
Con su tradición de 85 años a cuestas, la Banda Filarmónica Municipal de Santa María Tlahuiltoltepec se presentará el 2 de septiembre en el Teatro de la Ciudad.

La agrupación, una de las tres que la comunidad de aquella población, ubicada a 150 kilómetros de la ciudad de Oaxaca, estará por primera vez en la capital, a decir de Donato Vargas, para ofrecer la música caracterítstica de la Sierra Norte de aquella entidad .

Nos regimos por usos y costumbres, y una de ellas es la música, abundó Vargas, quien apuntó que su comunidad es enteramente sonora; así viven desde el amanecer hasta entrada la noche. Por todo el pueblo, de unos 10 mil habitantes, puede escucharse el sonido de los instrumentos de viento que forman las bandas, el orgullo de los tlahuiltotepequenses.

A la par de su música, los oriundos de aquellos lares presumen sus vestimentas, pero ya una modista francesa, dijeron, les plagió el diseño de una blusa típica.

Acompañado por Crisóforo Gallardo, quien no toca instrumento alguno, pero que se aventura a decir que al son que le toquen baila, Vargas dio a conocer la breve estancia en la capital de la banda de avanzados (hay otras dos, de principiantes y de intermedios) y de una delegación de mixes. Queremos que se sepa que pensamos como mixes; no nos fijamos en ideologías ajenas, señaló

El repertorio de la banda de 55 integrantes, que abarca músicos filarmónicos, algunos de ocho y 18 años, está integrado por jarabes y sones, lo que se toca y se baila en los convites, y la Guelaguetza.

La calidad de los músicos de Tlahuiltoltepec ha trascendido los confines nacionales: se han presentado en Nueva York, San Antonio y El Paso, entre otras poblaciones de Estados Unidos; recientemente un trombonista mixe, Héctor Tomás, dio un curso en Albania, pues se han dado afinidades entre la música de la sierra oaxaqueña y la que se interpreta en los Balcanes, donde también prevalecen el tambor, la tarola y los metales. Tomás también estará presente en el Teatro de la Ciudad.

Vargas detalló que es costumbre de aquellos rumbos oaxaqueños intercambiar bandas entre los pueblos, por lo que las agrupaciones van de un poblado a otro y de esa forma se puede valorar la música propia, afirma.

Grande es el orgullo de los de Tlahuiltoltepec por sus bandas, pero de igual magnitud es la preocupación a la hora de allegarse fondos. Los instrumentos son costosos, una trompeta, aseguran, se cotiza en 8 mil pesos.

Las cañas de los saxofones duran para cinco o seis audiciones y hay que remplazarlas de manera constante.

Con su presentación en el Teatro de la Ciudad, realizada con apoyo de la Secretaría de Cultura de Ciudad de México, esperan recaudar fondos por concepto de taquilla.

Cuentan con un presupuesto no muy cuantioso del municipio y de los padres de familia, quienes sufragan la mayoría de los gastos. Hay instancias, como el DIF, que prácticamente se desentiende de ellos, pero la fuerza de la comuna los mantiene sólidos como cuando comparten entre todos la olla de masa cocida con salsa de semillas de calabaza acompañada de mezcal y quelite.

Buscar