Cursos

Podcast

Canales Youtube

Visitantes

38,930,200

Hits:2166


EN MÉXICO NO EXISTE EL MESTIZAJE 2/4
Luz y guillermo Marín

En el siglo XX, por la doctrina Monroe, E.U. financia un estallido social para sacar a los capitales europeos de la neocolonia de los criollos, que entusiastamente se había enfocado en europeizarse en el último tercio del siglo XIX. Al final de la lucha, E.U., guiará la neocolonia de los criollos a la modernidad y el progreso. La creación de la SEP, en 1921, tendrá como objetivo la formación de trabajadores y empleados, así como la destrucción total de las culturas anahuacas, que habían sobrevivido asombrosamente cuatro siglos a la invasión y colonización.
En efecto, si a principios del siglo XIX, más del 80% de la población eran anahuacas, monolingües y analfabetos, a principios del siglo XX, el 75% de la población hablaba una lengua anahuaca, además del español. La SEP inició su misión para acabar con la pluralidad lingüística y cultural del país y tratar de borrar de la memoria la pertenencia a la civilización del Anáhuac

El proyecto de la ideología criolla, era crear un país que remplazara a la civilización del Anáhuac, en donde solo existiera una sola clase de ciudadanos, -los mexicanos-, con una sola lengua, -el español-, una sola identidad nacional, -la mexicana-, una sola historia prehispánica, -representada por los aztecas-, y una sola historia nacional de bronce, que comenzará con la caída de la ciudad de México-Tenochtitlán, para que desapareciera la Civilización Madre.





Se ha tratado borrar de la mente del pueblo invadido, la conciencia de que han sido anahuacas por milenios, que forman parte viva de una de las seis civilizaciones más antiguas y con origen autónomo del planeta. Pretende que los ?remotos tiempos del pasado? inician con la mítica y tergiversada peregrinación de los mexicas y la fundación de su capital Tenochtitlán. Que los aztecas representan toda la historia que llaman, sin ningún pudor, ?prehispánica?, donde surge México.

El intento de borrar la memoria histórica y la identidad cultural ancestral ha sido un verdadero crimen de lesa humanidad. No puede aceptarse este hecho, y menos que quede en la impunidad. Más allá del inolvidable genocidio y el inaceptable epistemicidio, el dejar inconscientes y amnésicos a los pueblos ancestrales y a todos sus descendientes, es un crimen que debe ser castigado. La restitución de la memoria histórica y la identidad cultural anahuaca del pueblo, resulta imprescindible para volver a tener conciencia y dignidad.

El objetivo de esta felonía es mantener a un pueblo amnésico, totalmente dócil y cooperante con el abuso y la exclusión del sistema neocolonial, en donde los extranjeros avecindados no sean percibidos como abusadores y traidores a un país que fundaron, excluyendo a la mayoría de los ciudadanos. Para camuflarse convirtieron al Anáhuac en México, y a los anahuacas en mexicanos, crearon un país diseñado a los intereses de los españoles nacidos en España y los españoles nacidos en el virreinato.

Sin embargo, los criollos siempre han guardado celosamente el íntimo secreto de su verdadera nacionalidad. Son ?mexicanos?, cuando les conviene, pero en cuanto se sienten amenazados por sus fechorías, inmediatamente sacan a relucir su doble nacionalidad.

Permanentemente retiran de la economía nacional sus ganancias para depositarlas en sus ?madres patrias?. Mantienen círculos cerrados y exclusivos de amistades, alianzas y casamientos. Tienen zonas, colonias y fraccionamientos exclusivos, escuelas, clubes sociales y deportivos, templos, centros comerciales, logran crear, amparados en el poder económico y político, pequeños Estados dentro del país. Educayotl AC.

Buscar